Los detalles de las bodas evolucionan al ritmo que imponen las redes sociales

san jurjo moda

Las tradiciones en las bodas son conductas sociales que, con el transcurrir del tiempo han permanecido presentes a lo largo del tiempo.

Especialistas en ese tipo de evento social afirman que las bodas han evolucionado tanto que se hace inimaginable comparar con épocas anteriores ya que actualmente se evidencia que han cobrado interés otro tipo de detalles.

Desde la irrupción de las redes sociales, hace aproximadamente una década, todo lo que respecta a las novias, caballeros y uniones, ha evolucionado de manera sorprendente.

Incluso, actualmente se puede hablar con toda propiedad de novios 2.0, superactualizados, que están siempre atentos a la manera cómo se desarrollan las bodas en otros países.

Son los mismos futuros consortes a los que les preocupa más que su boda luzca de la mejor manera ante sus invitados, por lo que buscan dejar atrás las antiquísimas tradiciones antes que seguir un estricto protocolo.

Índice()

    Vestido blanco

    Aunque parezca lo contrario, la tradición del uso del vestido blanco para la novia no es muy antigua, ya que según cuenta la historia, hasta el siglo XIX ellas elegían un vestido de cualquier color para el día de su boda.

    Bien podía ser negro, verde, rojo, azul y hasta plateado, pero fue la Reina Victoria de Inglaterra, en su matrimonio con el Príncipe Alberto en 1840, cuando el blanco se convirtió en el color preferido y así pasó a la historia.

    Vale recordar que para esa época era habitual que la novia eligiera el rojo para su atuendo, sin embargo, la Reina quiso cambiar las normas del juego, como antes lo habían hecho otras como su prima la princesa Carlota.

    Sentido perdido

    Para entonces también era habitual relacionar el color blanco del vestido con el significado de la pureza y virginidad de la novia, creencia que en los tiempos actuales ha perdido el sentido.

    En los tiempos modernos además del blanco puro, las novias escogen los tonos beige, tostado y champán, aunque no resulta extraño verlas decantarse por otros colores en tonos pastel como rosa, celeste y hasta verde agua.

    Otras  incluso resultan más atrevidos y vibrantes y tienden a organizar sus bodas más fuera de lo común y optan poe un traje de dos piezas, blusa o top y falda.

    Recomendaciones sevillanas

    En estos tiempos del siglo XXI, existe una Guía de diseñadores de trajes de novia en Sevilla, el cual recomienda a la mayoría novias optan por el ‘algo nuevo, algo azul y algo prestado”.

    Por no ser una recomendación de forma tajante, algunas novias cumplen estrictamente con esa tradición, pero otras prefieren obviarla totalmente.

    Zapatos blancos al olvido

    También el uso de los zapatos blancos para el atuendo nupcial ha ido quedando atrás, al punto que el 90% de las novias optan por el calzado o sandalias de color e incluso diseñados por ellas mismas.

    Se mencionan las sandalias, porque es suficientemente común las novias que han dejado de usar medias y se atreven a llevar los dedos de sus pies al aire.

    Los cambios también han llegado a los tocados y diademas, pues, ahora no son limitantes que ya no sean joyas de la familia en plata, oro o cerámica, sino que las diseñan de flores y de orfebrería.

     

     

     

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para asegurarse de obtener la mejor experiencia en nuestro sitio web

    Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
    Privacidad